Dirigentes comunitarios y defensores del medio ambiente, optaron por enfrentar las embestidas que sobre estos ha desatado la empresa de Zonas Francas Dos Ríos, *Hanesbrands*, la que viene vertiendo sus aguas negras y colorantes al entorno de sus Rios ocasionando las muertes de diversas especies acuáticas y enfermando animales de fincas colindante con la empresa.

Refieren los comunitarios que esto es debido al descuido implementado por la empresa en el manejo de su planta de tratamiento el que al parecer le resulta muy costoso su mantenimiento pero súper barato vertir su contaminación a las aguas de nuestros dos ríos más importantes del área como son el Río Yuboa y el Río Yuna.

Explican que este crimen que viene cometiendo esta empresa contra nuestros ríos, está siendo ignorado por el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales, a los cuales han recurridos en espera de que detengan este accionar e impongan una sanción administrativa conforme lo que establece la Ley 64-00.

Indicaron que hoy están agotando una segunda fase sobre las denuncias que vienen realizando a los fine de que la empresa Hanes Brands Dos Rios, detenga su ilegal accionar en contra de nuestros aguas y sus especies, de no hacerlo, deben atenerse a la consecuencia para la que ofertan 72 horas para una respuesta satisfactoria a las comunidades afectadas.

Dijeron que el muestreo que se realiza diariamente a estas aguas, rompieron record establecidos en lo normar por lo que se hace necesario la intervención urgente de las autoridades competentes a los fines de evitar males peores pues las exigencias es de cero tolerancia contra la empresa textil Hanes Brands Dos Rios.

Silvestre Santa María y Ramón Castillo Soto, entre otros dirigentes comunitarios afirmaron;  Ser en estos momentos una facultad exclusiva de todos los sectores defensores del medio ambiente en Monseñor Nouel, de enfrentar con gallardía el desafío que hoy nos viene presentando la empresa Zona Franca Dos Rios, a la que dan un tiempo prudente para corregir de manera definitiva sus fallos de lo contraria utilizaran las armas de la rebeldía contra la empresa textil.

Por Carlos Brito